.

..

ºº

.

EN LOS LIMITES DE LA REALIDAD

↑ Grab this Headline Animator

domingo, 26 de octubre de 2008

APOCALIPSIS 2012 -- MOISES Y AONE -- J.M.S.

APOCALIPSIS 2012
La historia de Moisés y Aone
JMS
_
Capitulo 1: El sueño de Moisés
Solo es un sueño que surge cuando el sol se duerme y la
oscuridad aprovecha para invadir el infinito, justo cuando las
estrellas aparecen para sabotear sus planes de conquista. Es ahí
en ese preciso momento que aparecen imágenes difusas y
borrosas. Vienen del inconsciente para alertarme de un posible
futuro.
Es una pesadilla que me aterra y me pone de vértigo, no
tiene horario y se presenta cuando quiere.
El sueño es tan vivido que resulta difícil distinguirlo de la
realidad, el cerebro crea imágenes y escenas, genera una trama
de hechos, en forma primitiva y concreta, adoptando formas
simbólicas.
Son recuerdos, fotos, que mi inconsciente toma prestados
para fabricar una película. Es un enigma misterioso difícil de
resolver, el sueño es un laberinto complejo de la mente.
Entonces…
Luces y colores relampagueantes, curvas y líneas, patrones
geométricos que van produciendo la escena. Primero no había
nada, luego una neblina como telón se desvanece para crear
diferentes formas e imágenes, llenando el paisaje de la escena.
No se que lugar es, pero es de tarde, entonces observo a mi
alrededor. El sol esta presente, arriba de mi esta un cielo azul,
veo nubes alrededor de mi, abajo hay grandes montañas
nevadas, extensa región cubierta de nieve, una ráfaga de viento
frío siento en todo mi cuerpo, veo caer nieve, ¡Estoy flotando!,
Tengo mucho miedo a la altura, siento vértigo extremo.
Inmediatamente, alguien pasa cerca de mí a una enorme
velocidad, mi corazón late rápido, estoy sobresaltado, rápido se
aleja de mi, me pregunto ¿Quién será?, no le reconozco, es un
joven, tiene la cara seria, la vista al frente, esta rapado, tiene
ropas blancas, le miro angustia y desesperación, vuela a gran
velocidad, la fricción del aire genera un plasma alrededor de su
cuerpo, parece un meteorito encendido, luego atraviesa una
nube y no le veo mas.
Comienza a surgir una nueva visión. La nube desaparece
para mostrar otro lugar con diferentes imágenes, el nuevo sueño
continuo con la trama.
Ahora veo una peña enorme, en este valle lleno de árboles
grandes, la región es templada y la tierra es húmeda, noto
muchas flores silvestres, observo hierba y pasto, muchas hojas
secas en el suelo, huelo el aroma del bosque, escucho el ruido de
un arrollo pequeño, el agua esta muy cristalina, también miro un
pequeño camino que sube al volcán que esta a lo lejos, el cielo
esta nublado y siento el frío de la tarde.
Ahora estoy arriba de la peña enorme, entonces las ramas de
los árboles se mueven, escucho el sonido de las hojas, presiento
que algo malo va suceder, estoy en suspenso, escucho extraños
ruidos a lo lejos, varias aves se alejan aterradas, entonces
escucho varios gritos de guerra, luego veo maquinas gigantes,
una batalla acontece en frente de mi, la tierra tiembla, miro
muerte, sacrificio de héroes humanos que se defienden, observo
el horror, varias personas corren desesperadas que intentan
salvar sus vidas, un señor agoniza, varias personas están
muertas, ¡las maquinas gigantes atacan a los humanos con rallos
láser!, los árboles son cortados como si fueran de papel, un rayo
alcanza a un joven y es cortado a la mitad, tiene los ojos
abiertos, no puede gritar por el dolor, las fuerzas le abandonan,
entonces da un ultimo suspiro y deja de existir, una joven corre
se acerca y suelta el llanto, entonces un rallo aniquilante la mata,
la joven cae muerta.
No quiero seguir mirando, quisiera hacer algo por ellos, es
inútil solo un milagro los ayudara, entonces rápido miro para
arriba, algo atraviesa las nubes, parece que es un meteorito,
¡no!, es el joven misterioso, viene con gran rapidez, se nota el
plasma que genera su cuerpo, entonces frena la caída y pisa el
suelo, cae junto a las maquinas enormes, entonces el plasma que
le seguía a su alrededor, crea una onda de choque en circulo, las
maquinas son arrojadas sin control por el aire, estoy asombrado,
no puedo creerlo, en medio de la onda de choque esta el joven
misterioso, esta agachado con una mano en el suelo, lentamente
se levanta con la cara agachada, le noto seriedad solemne,
irradia de luz, caos alrededor de el, el tiempo se detiene, nada se
mueve, todo esta inmóvil, entonces el joven esta parado con la
cara agachada, luego levanta su mirada lentamente y me ve a los
ojos, tal parece que me conoce, tengo muchas dudas, no se
quien es el joven misterioso.
Inmediatamente despierto en ese momento, alterado y
exaltado, con un sudor frío, rápido aviento las cobijas y me
destapo la cara, luego reacciono, mi respiración se escucha
rápida y agitada, luego me siento en la cama por un momento.
Solo es un sueño.
Esta pesadilla es una proyección, que me revela de un hecho
que acontecerá tiempo después. Los profetas del pasado tenían
sueños proféticos y prevenían a su pueblo de guerras, y
hambrunas. De ser así significa que el futuro ya esta escrito, el
destino de cada persona alguien lo escribió.
La verdad es que yo no creo en el destino, no quiero pensar
en que no soy libre de hacer lo que yo quiero, prefiero pensar en
la causa y efecto, lo que siembras es lo que cosecharas. No creo
que la historia de mi vida este atada, sin poder escaparme de mi
destino, nosotros podemos conseguir cualquier cosa que
deseamos, el deseo es la fuerza mas potente en nuestra vida y
mas tarde todos nuestros deseos se cumplirán, para lograrlo
tenemos que trabajar, pero al mismo tiempo tenemos que sufrir
los hechos buenos o malos de nuestras decisiones.
Puedo ver el futuro como consecuencias de mis actos
presentes, soy el constructor de mi propia alma, no soy adivino
pero se lo que vendrá, puedo elegir diferentes caminos y aunque
todavía no los conozco, si puedo ver a lo lejos, lo que me depara
cada camino, elijo mi camino y me imagino como será el final.
Toda causa tiene su efecto y todo efecto tiene una causa, el
sueño que tengo es el efecto de un futuro anticipado, pero no
logro ver la causa, tal vez por que yo no la genero, pero la causa
es enorme, fuera de mi control y lejos de mis decisiones… el
futuro aun no esta escrito, pero el sueño es un aviso de la
consecuencia que sucederá después…
Mientras tanto estoy aquí, en el presente de mi vida, estoy
sentado frente al sol, en un lugar secreto, siempre vengo solo,
para que nadie interrumpa mi plática con el sol, estoy en la cima
de una pequeña loma, un árbol grande de manzanas esta en mi
espalda.
Son las 5:15 de la tarde, el sol esta enfrente de mí, son sus
rallos los que calientan mi cuerpo, el aroma de las flores
silvestres me transporta a lugares distantes, escucho el susurro
del viento, a lo lejos esta el pueblo.
Este lugar secreto le llamo la cima del árbol, siempre que
vengo aquí me siento en el pasto, frente al sol.
En el antiguo Egipto, si una persona de bajo rango levantaba
la mirada al faraón, era castigado con pena de muerte.
El sol es maravilloso y majestuoso, y aunque tengo
prohibido mirarle directamente, por que soy un simple humano,
se que el sol es mi amigo, le cuento mis sueños y mis
pensamientos mas íntimos, aquí me quedo asta que le veo
acostar.
El tiempo pasa sin pedir permiso, ya son las 5:30 de la tarde
y tengo una sita a las seis, me tardo media hora en llegar al
centro del pueblo, en el kiosco es en donde nos veremos, parece
que se trata de algo muy importante.

Capitulo 2: Las dudas de Moisés
Es el año 2006 del mes de junio. El mundo es azotado por
varios huracanes, dejando varios escombros por su paso, pero
por otros lugares, el calor es muy intenso, no cabe duda que
muy pronto algo terrible va a suceder.
Las personas del mundo entero comienzan a presentir que
talvez ya esta cerca el fin de esta era, el pensamiento ha surgido
por las resientes destrucciones de los huracanes y parece que
empeoran cada vez mas.
Moisés es un joven de 17 años se diría de el que es una
persona normal como todos, pero en el futuro el se encargara de
dirigir a un pueblo, su misión será ayudar al pueblo para que
sobreviva después de la destrucción y la guerra que se aproxima.
Moisés mide 1.70 metros, su piel es mestiza de origen
Mexicano, vive en un pequeño pueblo en la zona centro de la
republica, en la parte mas alta, por eso ase mucho frío por las
tardes.
La vida de Moisés es pacifica, el es tranquilo, no busca
problemas, en pocas palabras es muy buena persona y se lleva
bien con todos.
Moisés esta esperando a su amigo Aone, le esta esperando
en el centro junto al kiosco de esta pequeña ciudad, alrededor
del kiosco esta un jardín con algunos árboles, también están
algunas bancas disponibles, pero el esta parado y recargado en
las paredes del kiosco.
El aire mueve los árboles del jardín y también la basura
tirada. Entonces Moisés siente el viento frío de la tarde y
enseguida mete sus manos en los bolsillos de su pantalón y se
pone a pensar.
- Estoy en el kiosco pero mi amigo no llega, bueno me
quedare aquí mientras observo como se acuesta el sol.
Muy pocas personas pasan junto a Moisés, entonces unos
jóvenes enamorados pasan cerca. Moisés piensa en voz baja.
- Creo que esa pareja de jóvenes no me han visto, por que
platican con mucha confianza, expresan sus sentimientos
mas íntimos, se ríen y se agarran de las manos.
Luego los jóvenes se sientan en una banca. Faltan 18
minutos para que el sol se oculte en el horizonte, Moisés se pone
a meditar sobre los desastres ocurridos en el mundo.
- Muchas veces me e puesto a pensar que el fin de esta
era es puro cuento, pero que tal si ocurriera el fin. Creo
que no estoy preparado para algo de esta magnitud, mi
mejor amigo Aone seguido me cuenta sobre el fin de
esta era, son tantas veces las que me cuenta que hasta me
espanta. Mi amigo Aone esta muy convencido que
sucederá el Apocalipsis y más de dos veces le e creído.
Aone es el mejor amigo de Moisés y son inseparables, se
conocen desde la primaria, siempre se juntaron para hacer la
tarea o para jugar, varias veces la maestra de la escuela les
castigo a los dos por las travesuras que hicieron.
Aone siempre a sido muy tímido y serio, se diría de el que es
incapaz de matar una mosca, es por eso que siempre Moisés
tomaba las decisiones y Aone lo seguía aunque no quisiera. Pero
Moisés nunca lo obligo para hacer travesuras, pero Moisés se las
ingeniaba para convencerlo.
Durante toda la primaria estuvieron juntos en el mismo
salón, después en la secundaria les toco en diferentes salones,
pero de todos modos se siguieron juntando.
Ahora en el 2006 en el mes de junio, la amistad sigue
creciendo. Moisés esta por finalizar el cuarto semestre de la
preparatoria y Aone también, solo que no están en la misma
escuela, tal parece que se alejan cada vez más, pero siguen
siendo muy buenos amigos.
Después de un rato, Moisés mira su reloj y se desespera un
poco, su amigo no llega y se queja un poco.
- Cada vez se ase mas tarde y mi amigo Aone no llega,
quedamos de vernos en el kiosco antes de que oscurezca,
parece que el tiene algo muy importante que decirme,
pero en realidad nunca me dice algo importante, siempre
se la pasa diciéndome sobre el fin de esta era o de
civilizaciones perdidas, también me cuenta de las
pirámides de Egipto y de la Atlántida. De que otra cosa
importante para el me querrá decir. Amenos claro que
me sorprenda, diciéndome que el ya tiene novia, pero lo
dudo mucho, en estas situaciones yo siempre estoy un
paso delante de el. Estoy muy seguro que no me creerá
cuando le diga que yo ya tengo novia, bueno casi tengo
novia, solo falta que le pregunte a ella, pero de seguro
me contestara que si.
Moisés suspiro y sonrió, unas personas que pasaban en ese
momento lo vieron contento y raro, pensaron que talvez estaba
drogado así que rápido voltearon la mirada y se alejaron de ahí.
Moisés esta muy enamorado de Diana, ella tiene 16 años,
van en la misma escuela, pero ella es del segundo semestre.
Diana mide 1.60 metros de estatura, es muy buena persona,
es tímida y callada, también es muy bonita o por lo menos así le
ve Moisés.
Entonces Moisés mira su reloj y cambia rápido de humor,
porque ya se le hizo muy tarde a su amigo Aone. El sol empieza
a desaparecer y entonces Moisés mira como el sol desaparece
poco a poco, mientras continúa pensando.
- En varias tardes como esta, mientras el sol se oculta y
todo queda en la oscuridad, me e puesto a pensar en todo
lo que mi amigo me dice y me da miedo pensar en que
en realidad todo puede acabar, yo no le creo pero el dice
que afínales del año 2012 será el fin de esta era. Varias
veces me a dicho que investigue en los libros sánscritos
de la India, en los libros Mayas, principalmente que
investigue todo sobre el fin del Quinto Sol, también me a
dicho que en las investigaciones realizadas en las
¡pirámides de Egipto, comprueban y todo concuerda, en
que tal parece que las culturas antiguas se pusieron de
acuerdo y apuntan a finales del año 2012, como fin y
principio de una nueva era.
Moisés se agacho y agarro una pequeña piedra del suelo
pavimentado y la arrojo con fuerza al jardín, luego siguió
meditando.
- También me ha dicho que los gobernantes del mundo lo
saben, pero se quedan callados para que no ocurra el
pánico y no ocurra un desorden mundial antes de tiempo.
Ay muchas pruebas, solo es cuestión de abrir los ojos y
tomarse un tiempo para leer e investigar. Pero también
pienso que me faltan muchas cosas por conocer y vivir,
Aone es mi mejor amigo, nunca encontrare otro como el,
pero la verdad es que solo le sigo la corriente, quizás soy
yo el que no quiere escuchar, quizás no quiero mirar la
verdad, porque tal vez tengo miedo, tal vez porque mis
deseos mas fuertes no aceptan este final y no quiero que
nada malo pase, estoy muy joven y por eso sigo mi vida
normal como todos, ignorando lo que vendrá, quiero
vivir mi vida como si todo estuviera bien.
Todavía se ven unos pocos rayos de luz, los novios que
están en la banca se levantan y se alejan despacio. Moisés mira
su reloj, todo su cuerpo siente un aire frío, entonces se cruza de
brazos y finalmente continua.
- Mi amigo Aone todavía no llega, esta oscureciendo y
siento mucho frío, todavía alcanzo a ver un poco de sol
que se esconde en el horizonte, cada vez se oscurece
mas, el sol esta rojizo… “queda muy poca luz”…

Capitulo 3: No se te olvide
Previamente en la casa de Aone, 36 minutos antes de que
oscureciera.
Minutos antes de la oscuridad
Abandonado en la casa
Lugar de reposo
El tiempo se acaba.
Movimientos rápidos
Respiración agitada
De un lugar a otro
La sala, la cocina, mi habitación.
Aone esta muy apurado preparando unas maletas, rápido
saca una maleta del ropero y se la lleva corriendo para su cuarto,
luego abre la puerta con mucha energía y entra, se nota una luz
radiante a su alrededor, un poder mágico escondido en su
corazón. No tiene mucho tiempo a si que se apura a empacar,
rápido abre la maleta y la pone sobre su cama, para meter su
ropa y varias cosas mas, sus manos jalan los cajones del ropero
y saca varias prendas, luego las introduce en la maleta, mete un
par de pantalones, playeras, ropa interior, también mete un
pequeño espejo y un cepillo de dientes.
- Listo, me llevare la maleta a la sala, no me importan los
cajones abiertos y el desorden ocasionado.
Entonces sierra la maleta y se dirige para la cocina, se sienta
en una silla y comienza a escribir una carta para su familia, no
hay tiempo que perder.
- Ahora tengo que escribir una carta para mis papas, debo
ser rápido y breve. Un lápiz, una hoja de papel, tres
minutos, con eso es suficiente.
Después de escribir la carta la sierra y la deja sobre la mesa
para que la puedan ver con facilidad sus padres.
- Ya me imagino lo doloroso y lo triste que será, cuando
mis padres encuentren la carta y la lean.
Papa, mama, no se pongan tristes, no me busquen por que
será inútil, me boy para Egipto, estaré bien, no se preocupen por
mi, yo se que ustedes no estarán de acuerdo conmigo, por eso e
decidido huir de casa sin avisarles, tengo la intención de ayudar
a todo el mundo, pero como lograre convencerlos, si mi propia
familia no me cree. Por eso e decidido estudiar en una escuela
de Egipto, es hermética, donde me enseñaran todo lo que
necesito saber para cumplir mi misión, yo se que Dios esta
conmigo y lograre cumplir mis intenciones de ayudar a todos.
Posdata: Los quiero mucho y a dios.
En estos momentos no se puede definir bien los ánimos del
joven Aone, a la vez esta muy emocionado y también se le nota
miedo, y tristeza. El joven Aone acaba de tomar una decisión
muy difícil y determinante, que guiara el resto de su vida, el no
lo sabe pero en el futuro, la humanidad de este mundo
dependerá de el.
Entonces rápido Aone se levanta de la mesa y se dirige a la
puerta que da a la calle. Por el momento la maleta se queda en
su casa, entonces abre la puerta, sale y sierra la puerta, luego se
dirige al kiosco al encuentro con su amigo Moisés.
Aone tiene algo muy importante que comunicarle a su buen
amigo, pero no sabe como comenzar a explicarle lo que
sucederá, camina muy pensativo entre las calles de este pequeño
pueblo. El es muy pequeño de estatura, solo mide 1.53 metros,
su piel es mestiza de origen Mexicano, tiene 17 años igual que
Moisés, Aone esta por finalizar el cuarto semestre. El es
demasiado tranquilo y respetuoso con los de más.
- El sol ya se esta ocultando, me faltan tres calles, para
llegar al kiosco, espero que mi amigo Moisés no se aya
marchado.
El joven Aone ya tiene tiempo investigando sobre el fin de
esta era, se ha puesto a leer varios libros y últimamente ha
estado contactando con varias personas en el Internet, tienen las
mismas inquietudes.
- Para mañana conoceré en persona a unos amigos, estoy
muy emocionado, ya tenemos tiempo de contactarnos,
son 22 personas.
Aone camina rápido sobre la banqueta y tiene que ir
esquivando a varias personas que caminan en contra de su
dirección, el checa su reloj y realmente ya es muy tarde, solo se
ve muy poca luz del sol. Mientras camina observa varias tiendas
a su alrededor y también muchos carros que transitan por la
calle, entonces se pone a pensar muy apocalíptico.
- Lastima que todo esto será destruido, no abra ni un solo
edificio en pie, las casas, las tiendas y los coches, todo
esto no durara mucho tiempo, lastima…
Aone continua caminando, esta muy ansioso por llegar al
kiosco donde esta Moisés esperándolo.
Entonces en el kiosco, Moisés esta apunto de irse, el esta
pensando y meditando, mientras el sol termina de ocultarse, en
el ultimo momento antes de que el ultimo rayo de luz
desapareciera, entonces Aone apareció como de milagro y le
sonrió a Moisés diciéndole.
- Mas vale tarde que nunca
Moisés contesta un poco enojado.
- La verdad es que ya es muy tarde y apenas apareces
Aone agacho la cara y luego la dirigió a Moisés, entonces le
dice con una sonrisa.
- Lo importante es que aquí estamos ¿o no?
- Pues a si es mi amigo, pero dime ¿Cuál es la urgencia de
todo esto?
Entonces Aone comenzó a explicar un poco nervioso.
- Lo que quiero decirte es demasiado importante, no se
como empezar, pero quiero decirte que no se te olviden
todos los consejos que te e dado sobre el fin de de esta
era.
Moisés responde burlonamente.
- O no, claro que no se me olvidara todo lo que me as
dicho, después de que me as estado espantando durante
mucho tiempo ¿acaso crees que se me olvidara tan
fácilmente?
Moisés le sonrío Aone, entonces Aone continúa explicando
- Moisés no tengo mucho tiempo, también quiero decirte
que fuiste mi mejor amigo y te agradezco la amistad que
compartimos.
- ¡Espera un momento acaso te estas despidiendo de mi!
La verdad es que me estas espantando.
Aone responde con más seriedad y despacio.
- Así es Moisés, me voy.
Moisés esta inmóvil sin aliento, no esperaba esta despedida
tan repentina.
- No comprendo ¿acaso es una broma, Aone?
- No es una broma, me voy para Egipto.
- ¿Pero que vas hacer tan lejos?
- Me dirijo a una escuela hermética, estudiare los
misterios de Isis y Thot.
Moisés esta enfurecido no comprende la decisión de Aone.
- ¡Pero acaso perdiste la razón, cuantas veces te e dicho
que todo eso es pura mentira! ¡Todos ellos son unos
locos fanáticos! No hay nada mejor que vivir la vida
como toda persona normal.
- También quiero pedirte que de preferencia no te cases.
- ¡Por supuesto que no te are caso, no soy como tu! Acaso
piensas que te creo todas esas tonterías que me cuentas.
Lentamente Aone agacha la mirada, esta decepcionado por
que su amigo no le comprende, luego mira su reloj y se despide.
- Ya es muy tarde, lamento si te ofendí, pero tenia muy
poco tiempo para despedirme y no se me ocurrió otra
cosa más que decirte. Se me ase tarde Moisés, ahora
tengo que marcharme y solo me resta decirte adiós.
Realmente Moisés esta muy confundido, esta callado, no
sabe que decir, entonces pregunta con una vos tímida.
- ¿Te marchas hoy?
- Ahora me dirijo para México y mañana tomo un avión
para Egipto.
Moisés se preocupa por la familia de Aone.
- ¿Y tus padres que te han dicho?
- Todavía no lo saben, pero les deje una carta, no te
preocupes.
Despacio Aone se quita su reloj, es un automático con chapa
de oro.
- Ten te regalo mi reloj, se que te gusta mucho, adonde
voy no lo necesito.
- Muchas gracias, lo mandare arreglar, mis muñecas son
mas gruesas que las tullas. Entonces es verdad que te
marchas, pero te despides como si nunca volvieras a
regresar.
Aone agacha la cara y respira profundamente, luego
continúa explicando con mucha tristeza.
- La verdad no se si nos volveremos a encontrar. Adentro
de la escuela hermética no hay comunicación con el
exterior y talvez muera en esa escuela, jamás podré salir
sin el permiso de los sacerdotes.
Moisés se altera por escuchar que talvez ya no se volverán a
ver, rápido le pregunta a su amigo.
- ¿Tampoco podrás escribir cartas o hablar por teléfono?
- Por su puesto que no, estaré como desaparecido del
mundo.
- Aone tu no eres así, esta no es tu manera de ser, mira tu
estatura, estas enano y muy debilucho, te conozco bien,
no tienes las suficientes agallas para irte. Además eres
hijo único, destrozaras los corazones de tus padres, ¡por
favor no te vallas, quédate con nosotros!
- No se que mas decirte Moisés, estoy muy triste, cuídate
mucho, no llores, adiós.
Aone dio la media vuelta y se marcha de su gran amigo
Moisés, no puede contener las lágrimas y empieza a llorar.
Moisés no se mueve, no lo puede creer, su mejor amigo se
marcha, quien sabe cuando volverá a verlo, el esta muy triste,
entonces rápido reacciona y corre para alcanzar Aone y darle un
abraso.
- Espera Aone, este abrazo no es una despedida, por que
tengo mucha fe en que nos volveremos a encontrar en el
futuro, que tengas mucha suerte, que Dios este contigo y
sécate esas lagrimas.
- Gracias amigo mío, te echare de menos, me boy.
Poco a poco Aone se marcha de nuevo, se le ase tarde, tiene
que recoger su maleta que esta en su casa, luego le espera una
gran aventura.
Todavía Moisés alcanza a ver como su amigo se marcha
entre las calles, entonces una lágrima aparece como recuerdo del
pasado.
- Mi amigo se aleja, la oscuridad a caído… siento mucho
frió en todo mi cuerpo. Aunque estés muy lejos Aone,
siempre serás mi mejor amigo y te prometo que nunca se
me olvidara todo lo que me advertiste, del fin de esta era.
Capitulo 4: Aone agradece a sus amigos de Internet.
Por fin ya estoy en el aeropuerto, ayer en la noche tome el
autobús que llega a México, cuando llegue a la terminal de
autobuses, me tuve que dormir en una butaca mientras
amanecía, y ahora estoy en el aeropuerto, son las 6:40 de la
mañana.
Estoy muy cansado, apenas si dormí en la terminal de
autobuses. Ahora tengo que buscar a mis amigos de Internet,
pero como no los conozco en persona, buscare a un grupo de
personas vestidas todas de blanco, y además son 22, esa fue la
señal que acordamos.
Por este pasillo no están mis amigos, talvez mas adelante los
encuentre, veo mucha gente y muchas maletas, pero no veo ni
rastro de mis amigos, no va hacer fácil encontrarlos, pues ellos
tampoco me conocen.
Que bueno que mi maleta no esta muy grande, buscare por
esta nueva área, talvez tenga mejor suerte, caminare lento, para
buscar mejor.
Creo que ya los encontré, talvez son ellos, todos están
vestidos de blanco y tienen un letrero con mi nombre, estoy muy
emocionado, me acercare a ellos. ¿Qué les diré? ¿Se me notara
lo nervioso?
- Buenos días a todos, me llamo Aone.
- ¿Tu eres Aone? Esta bien, pensé que eras más alto, pero
no importa.
- En nombre de todo el grupo, te saludamos y te
felicitamos.
- Gracias a cada uno de ustedes, se los agradezco mucho,
yo pensé que eran mexicanos.
- ¡Pero como se te ocurre pensar en eso!
- Olvida el comentario de nuestro compañero. Mira Aone,
nosotros somos de diferentes partes del mundo y te
aceptamos como a uno de nosotros.
- Gracias por aceptarme y por creer en mi, no les
defraudare.
- Eso espero que no bayas a quedarnos mal.
- Hemos elegido muy bien compañeros, te creemos Aone
y tenemos mucha fe en ti, eres una gran persona, lo
sentimos en el corazón.
- Gracias por el halago.
- También agradece por los recursos económicos que te
ofrecemos Aone.
- Calla, todos sabemos que Aone es muy pobre, pero
estamos muy gustosos de brindarte incondicionalmente
nuestra ayuda, eres afortunado por haber echo contacto
con nosotros, tenemos seis meses que te conocimos por
Internet. Nosotros tenemos los suficientes recursos para
que puedas ingresar a la escuela hermética, aya en
Egipto, no te pedimos nada a cambio, solo te deseamos
mucha suerte.
- De verdad muchas gracias, sin su ayuda seria imposible
que yo fuera a Egipto.
- Pero demasiado imposible, prácticamente la escuela no
existe, solo pocas personas logran entrar.
- No te mintiendo Aone, si te digo que para entrar hasta la
escuela hermética puede ser muy peligroso, debes tener
mucho cuidado en el trayecto. Cuando llegues a Egipto
te ayudara un guía, debes obedecerlo en todo por tu
propia seguridad, tu eres muy importante para nosotros.
Ahora te entrego este medallón, cuélgatelo en el cuello,
déjalo visible, no lo cubras con nada y por ningún
motivo te lo quites, no tiene ningún valor, pero tiene
unos gravados que son tu contraseña.
- No comprendo los gravados del medallón, pero por
ningún motivo me lo quitare, no me olvidare de sus
recomendaciones.
- Eres muy valiente realmente te envidio.
- A nosotros nos hubiera gustado ir en tu lugar, pero
tenemos muchos compromisos y no podemos ir. Por eso
tu Aone nos representaras, ponemos toda nuestra
confianza en ti.
- Gracias por confiar en mí.
- Te deseo mucha suerte realmente la necesitas.
- Ya basta, perdón Aone, solo falta darte tu pasaporte y tu
boleto de viaje, te deseamos mucha suerte y asta luego.
- Gracias, estoy muy alegre, nos veremos pronto, adiós.
- Adiós Aone, adiós.
Bueno es hora de partir, tengo que alejarme de mis amigos,
los conocí por muy poco tiempo, pero creo que los extrañare,
todos me cayeron bien, menos ese tipo que me hablo muy
grosero.
Este medallón tiene gravado un símbolo bien raro, no me lo
quitare, mi vuelo a Egipto me espera.
Realmente estoy muy emocionado, por fin conoceré la
escuela hermética secreta, que esta en Egipto, y por razones
obvias no existe en ningún lado, e leído en libros en donde dice
que esta escuela posee un conocimiento secreto.
Nadie cree que exista esta escuela, pero nadie sabe
responder, porque a través de la historia, han aparecido personas
con un conocimiento superior a los demás, entonces surge la
pregunta, ¿En donde estudiaron? ¿Por qué poseen un
conocimiento secreto? ¿En donde estuvieron estos últimos años?
Nadie sabe responder estas preguntas, pero se cree que
estudiaron en la escuela hermética secreta que no existe. Estos
estudiantes fueron los forjadores de nuestra historia, muchísimas
personas salieron de esta escuela, algunos estudiantes de gran
transcendencia son: Hermes trismegisto, Moisés, Pitágoras,
Buda, Jesús, y varios mas de menos categoría.
Aquí esta mi anden, por aquí llegare a mi avión, esa señorita
esta revisando los boletos, le enseñare mis papeles.
- Buenos días señorita, este es mi boleto y mi pasaporte.
- Están bien, puede pasar joven, que tenga un buen viaje.
- Gracias señorita.
Nunca e viajado en un avión, espero no ponerme nervioso.
Ahora estoy entrando al avión, los asientos se ven cómodos, de
seguro que aquí es de primera clase, caminare mas para atrás,
aya tiene que estar mi lugar, esa persona con turbante negro
debe ser un gran influyente haya en Egipto.
Buscare mi numero de asiento, ya lo encontré, que bueno
que no me toco en la ventanilla, así no me dará mucho miedo,
ahora a disfrutar del viaje.
- Señores pasajeros, abróchense los cinturones, estamos a
punto de partir.
Ya me puse nervioso, las manos me están sudando y todavía
no despegamos.
El avión esta en movimiento, ahora comienza a vibrar,
siento que mi cuerpo se hunde en el asiento, ya estamos
despegando, después de un rato, ya no esta vibrando el avión, ya
me siento mucho mejor. Alguien habla por el micrófono.
- Estamos sobrevolando la ciudad de México, son las siete
de la mañana, esperamos que el viaje sea de su agrado.
Estamos volando muy alto, espero que lleguemos con bien.
A mi lado izquierdo esta sentado un señor con un traje gris, al
lado derecho esta una familia, son mexicanos, talvez van de
viaje, mas delante esta un grupo de jóvenes y echan mucho
relajo, están risa y risa.
Tengo mucho sueño, toda la noche no dormí bien, tratare de
descansar un poco, creo que me dormiré todo el trayecto, asta
llegar a Egipto…
…Ya desperté, no se cuantas horas me quede dormido. La
señorita azafata habla por el micrófono.
- Señores pasajeros, en veinte minutos llegamos al
aeropuerto del Cairo. Esperamos que el viaje haya sido
de su agrado.

Capitulo 5: El guía misterioso.
Después de varias horas de vuelo, el joven Aone esta en el
aeropuerto del Cairo, esta inseguro de si mismo, pues no sabe
quien será su guía.
- Por fin estoy en Egipto, ¿pero quien me localizara?
Caminare un poco por los pasillos del aeropuerto, para
que mi contacto me vea, dejare muy visible el medallón.
Inmediatamente se acerca una persona misteriosa con el
joven Aone, luego le indica muy discretamente.
- Usted joven el del medallón, sígame por favor.
- ¿Usted es mi guía señor?
- No haga preguntas y sígame rápido, joven Aone.
Aone no sabe que hacer, la persona misteriosa se aleja con
rapidez, así que decide seguir a esa persona, no le queda otra
alternativa. Aone tiene muchas dudas, no fueron presentados
como debe de ser, no tiene la menor idea de quien esta
siguiendo. Los rasgos faciales del guía misterioso, son nativos
de origen egipcio, es alto y fuerte.
- ¿Adonde me lleva, señor?
- Solo sígueme rápido.
El guía tiene puesto un turbante negro, tiene un traje de
negro, camina rápido y voltea para todos lados, como si lo
estuvieran persiguiendo.
En las oficinas del aeropuerto, esta un detective, tiene
ordenes de perseguir y capturar al guía de Aone, no sabe quien
es el guía, la única pista que tiene es que se encontrara con Aone
en el aeropuerto.
- Detective, el joven Aone todavía esta caminando en el
aeropuerto, no a echo contacto con nadie, tiene puesto el
medallón, su información fue correcta detective.
- Por supuesto capitán, mis colegas me informaron por
teléfono, después de que vieron, cuando los 22 le dieron
ese medallón en México. Le recuerdo capitán que sus
ordenes son de seguir discretamente al joven, el no tiene
importancia, pero a través de su guía encontraremos la
ruta al Templo Secreto.
El detective esta a cargo de esta operación, tiene varios días
esperando este encuentro, el gobierno de Egipto le otorgo el
mando de toda la policía de ser necesario.
- Detective, me informa mi sargento que el joven esta
siguiendo a una persona con turbante negro, también
tiene un traje negro.
- Bien, ahora capitán, movilice a su gente, pero hágalo sin
que se den cuenta y tenga mucho cuidado, la persona con
turbante negro es un mercenario y esta armado, siempre
lo están.
Aone apenas si puede seguir a su guía, el camina muy rápido
delante de el. Aone no sospecha nada de la policía, tiene muchas
dudas, no sabe si realmente esta persona misteriosa es su guía,
así que decide preguntarle.
- ¿Oiga pero…?
- A horita no jovencito, nos están vigilando, debemos salir
rápido del aeropuerto.
Los dos salen del aeropuerto, la policía del aeropuerto los
vigila ocultamente, el guía le indica al joven Aone.
- Jovencito, ¿vez aquel autobús que se acerca?
- Si, veo un autobús que se acerca a nosotros.
- Bueno pues ahora trépate rápido.
- Si señor, pero no se para el autobús.
- Ahora lo ara, debemos ser rápidos.
- Bueno, brincare.
El autobús baja la velocidad y abre la puerta para que suban
los dos, entonces brincan y entran en el autobús.
Adentro del autobús, Aone esta muy sorprendido al ver
muchos jóvenes, ellos tienen un turbante blanco, con ropas
blancas y tienen un medallón igual que el suyo, parece que son
de la misma estatura que el. Están sentados en pareja, junto a su
guía que tiene un turbante negro con traje negro. Todos guardan
silencio, el autobús continua caminando.
Rápido el capitán advierte al detective.
- Detective, los dos abordaron en un autobús de turistas.
- Los seguiremos con las patrullas capitán, esta vez no los
perderé de vista como las otras veces, por que tengo a mi
cargo a toda la policía. Sargento, prepare el helicóptero.
- Enterado detective.
- Capitán venga conmigo, nos subiremos en el helicóptero,
desde lo alto los seguiremos.
- Como usted ordene detective.
En el autobús, Aone esta muy confundido, no sabe porque
esta ahí, el quisiera estar en otra parte, por que le pasa esto, el no
pensó que entrar a la escuela, fuera de este modo tan misterioso.
Rápido el guía le ordena al joven Aone.
- Vamos asta atrás del autobús jovencito.
- Si señor.
- Quitate la ropa y ponte este turbante blanco.
- ¿Aquí?
- Rápido no tenemos mucho tiempo.
Todavía no entiende Aone por que tanto misterio, sin
preguntar se quita la ropa y se viste de blanco, luego se pone el
turbante blanco, los demás jóvenes están vestidos igual y son de
su misma estatura que el, que pretenderá hacer el guía con el.
Entonces Aone le pregunta a su guía.
- ¿Oiga de quien estamos huyendo?
- No te puedo contestar por el momento, pero es mi deber
entregarte sano y salvo. Más adelante nos subiremos en
una limusina negra para continuar nuestro viaje.
¿Entendido?
- Si señor.
Entonces el autobús se detiene y sale un joven, acompañado
con un guía, luego el autobús continúa su camino.
Una patrulla que advirtió los hechos notifica rápido al
capitán por la radio.
- Capitán, el autobús se paro y bajo un joven vestido de
blanco con turbante blanco y un guía de traje negro con
turbante de negro. Los dos se subieron a una limusina
color negro.
- Los estoy viendo, estoy arriba en el helicóptero, el
detective esta conmigo.
El patrullero continúa explicando.
- El joven no tiene la misma ropa capitán, pero tiene el
medallón en su cuello. Cual es su orden detective.
- Son ellos, sígalos desde la patrulla, ya se dieron cuenta
que los estamos siguiendo, deténgalos, utilice la fuerza si
es necesario, pero no quiero muertos, tengo que
interrogar al mercenario.
El detective ordena al piloto del helicóptero.
- Sargento, dirija el helicóptero a la limusina negra,
debemos perseguirlos.
- Si detective, lo que usted ordene.
26 patrullas que estén mas cerca para que
acorralen la limusina negra.
- Esta bien detective.
Más después la limusina negra esta acorralada por varias
patrullas, están en una esquina. Un patrullero da su informe.
- Capitán, ya los acorralamos en una calle, no tienen
escapatoria.
- No disparen a matar, el detective los quiere vivos.
- Capitán no son ellos.
Velozmente el detective toma el micrófono y pregunta.
- Soy el detective, esta seguro que no son ellos, en que se
da cuenta, explique.
- Pues el joven no es mexicano.
El detective esta muy furioso.
- Nos tomaron el pelo capitán. Sargento acelere el
helicóptero y persiga al autobús, todavía están adentro.
- Quiero mas patrullas capitán, quiero que su gente atrape
el autobús.
- A la orden detective, solicitare mas patrullas.
- ¡No puede ser que me hayan engañado, los atrapare, no
se me escaparan!
El piloto del helicóptero informa al detective.
- Señor, estamos volando sobre el autobús, se dirigen aun
estacionamiento enorme. Pero no puede ser…
El autobús se mete adentro del estacionamiento y se para,
entonces rápido salen muchos jóvenes con su guía, en el
estacionamiento están once limusinas negras, todos se suben en
pareja en cada una de las limusinas, y luego se marchan.

El detective no pude creer lo que ve, se siente derrotado, esta
alterado, y ya no sabe lo que ordena.
- ¡Capitán! Que todas sus patrullas aparezcan de
inmediato y detengan a las once limusinas negras ¡Pero
hágalo rápido capitán!
- Si detective, pediré mas refuerzos.
El joven Aone no entiende por evitan la policía local, el no
es un delincuente, solo quiere estudiar. El guía misterioso esta
manejando la limusina, entonces Aone le expresa.
- No pensé que fuera tan difícil entrar a la escuela
hermética.
- No te preocupes jovencito, esta limusina es aprueba de
balas y además estoy armado, jamás me detendrán.
- ¡Pero estamos huyendo de la policía!
El guía trata de calmar al joven Aone y le habla de manera
muy alegre, mientras circula por las calles del cairo.
- Así es, pero cuento con muchas sorpresas. Dime, que te
pareció la estrategia de las limusinas, verdad que fue
genial. En cada limusina esta un jovencito como tu, esto
ara que las patrullas se dividan, favoreciendo nuestro
escape.
- Pues yo creo que es muy peligroso, también la velocidad
en que esta manejando lo es, podemos chocar.
- ¿Quieres que baje la velocidad? No es buena idea,
nomás mira para atrás, nos esta persiguiendo una patrulla
como a 60 metros.
- ¡Cuidado con ese semáforo en rojo!
- No tengo tiempo para leyes de trancito.
El guía habla muy confiadamente, el joven Aone se espanta
al ver unas patrullas.
- ¡Vienen cuatro patrullas de en frente! Estamos atrapados
en esta calle.
- Agarrate jovencito, checa como pongo freno de mano y
giro 180 grados.
Las llantas traseras de la limusina rechinan y giran los 180
grados, dando la media vuelta, Aone se agarra lo más fuerte que
pude, siente que las tripas se le salen.
- Te gusto jovencito.
- ¡Cuidado la patrulla que estaba siguiéndonos, ahora esta
de frente!
- Observa como la esquivo.
El guía gira un poco el volante para esquivar la patrulla, la
patrulla también ase lo mismo, se escuchan los rechinidos de las
llantas.
- ¡Por poco y chocamos de frente señor!
- Tuvimos suerte, ahora mira para atrás.
Rápido Aone voltea para atrás y observa como la patrulla
que esquivaron, no logra esquivar a sus compañeros que venían
de frente, entonces choca con dos patrullas. Aone se espanta por
escuchar el sonido del fuerte choque. El guía hace cuentas muy
tranquilamente.
- Son tres patrullas menos jovencito.
- Si pero, ya se juntaron otras cuatro patrullas, ahora son
seis las que nos persiguen.
El guía observa que su suerte ha cambiado, ahora no tienen
escapatoria.
- ¡No pude ser, adelante nos están esperando, tengo que
frenar, agarrate Aone!

Capitulo 6: El refugio secreto.
La limusina frena rápido, se escuchan varios rechinidos de
varias llantas. Rápido son rodeados por varias patrullas. El joven
Aone le advierte a su guía.
- ¡No insista señor ya nos atraparon!
Desde el helicóptero, el detective les ordena por el alta voz.
- ¡Bajen de la limusina con las manos en alto, no tienen
escapatoria, son mas de 20 patrullas que lo impedirán!
La limusina esta rodeada a una cierta distancia, son más de
20 patrullas, los patrulleros abren sus puertas y se protegen,
luego sacan sus armas y están apuntando a la limusina. El
detective esta muy alegre. El guía de Aone se pone a razonar su
problema.
- Nunca pensé que fuera a llegar este momento, mi joven
amigo, pero no me queda otra, me veo forzado a…
utilizar mi pistola de rayos láser, la tengo escondida aquí
en mi ropa, mira.
- ¿Pistola de rayos láser, acaso es una broma? No existe
algo así.
El guía mira a los ojos de Aone y trata de convencerlo.
- Dudas de mí. La escuela a la que quieres entrar, tampoco
existe, ellos poseen un conocimiento secreto, ellos son
los creadores de la mas alta tecnología de este mundo, de
donde crees que salio esta arma láser, piensas que yo la
fabrique, los guardianes del templo me la obsequiaron,
me dijeron que no la utilizara, amenos que sea necesario,
y creedme que horita es el momento.
- Será mejor que me baje y me entregue a la policía.
- ¡Espera! te diré por que nos persigue la policía. El
gobierno de este país no sabe donde se encuentra la
escuela hermética, por eso nos quieren atrapar, quieren
saber en donde esta escondida, ellos dicen que sus
intenciones son de revelar el conocimiento secreto, por
el bien de todo el mundo y para todas personas.
- Pues me parecen muy buenas intenciones, todas las
escuelas son para enseñar.
El guía se molesta porque Aone no le comprende.
- ¡Pues son puras mentiras! El gobierno quiere adueñarse
del conocimiento secreto, para conquistar a todo el
mundo.
- Pues yo creo que el conocimiento se debe utilizar para el
bien de toda la humanidad.
- Te falta mucho por saber, mi joven amigo, acuérdate que
el poder, es el delirio de los gobernantes. Apréndete esto;
el conocimiento superior no se comparte, se guarda en
secreto y luego se utiliza en contra de los enemigos,
asegurando una victoria perfecta.
Aone esta alterado y le advierte a su guía.
- ¡Fíjese bien! Ellos son muchos, no podremos escapar,
también tienen un helicóptero, será mejor que nos
entreguemos, antes de que empiecen a disparar.
En el helicóptero el detective esta apunto de perder la
paciencia y les advierte de nuevo.
- ¡Bajen de la limusina, somos demasiados, nuestra fuerza
es superior, el arresto es inevitable!
Aone esta a punto de salir de la limusina, nuevamente el
guía trata de convencer que no lo haga.
- ¿Todavía no me comprendes verdad? Los poderosos
somos nosotros, no ellos. Te explicare mi joven amigo,
esta pistola de rayos láser es capas de perforar dos
pulgadas de acero, como si fuera un simple papel. Ahora
te demostrare por que el conocimiento superior se debe
guardar en secreto, desenfundare mi arma y la activare.
Desde el helicóptero, el detective mira cuando el guía saca
una arma de su ropa, y le advierte por ultima vez.
- ¡Suelte el arma o abriremos fuego!
El guía le avisa al joven Aone.
- Vez el helicóptero, pues lo derribaré.
Aone mira muy sorprendido, observa cuando el guía
desenfunda su arma de rayos láser, luego la activa y se escucha
un zumbido mientras se carga el láser. La pistola es de 12
pulgadas de largo por 3 pulgadas de ancho. Luego el guía baja
un poco su ventanilla, para poder apuntar al helicóptero y
entonces presiona el gatillo.
- BIS, SSS, BUMM, BAMM.
La explosión se escucha a varias cuadras. Aone esta
aterrado, el helicóptero fue destruido en un segundo. Aone miro
cuando el láser alcanzó al helicóptero y derritió lo metálico
como si fuera papel, luego el láser alcanzó el tanque de
combustible y entonces el helicóptero exploto en mil piezas,
cayendo escombros con lumbre sobre las patrullas. Entonces un
policía grita la orden desde una patrulla.
- ¡Abran fuego, disparen!
Todos los policías abren fuego sobre la limusina. Entonces
Aone grita desesperado.
- ¡Nos están disparando!
- No te asustes Aone, te digo que la limusina es aprueba
de balas. Ahora me abriré camino destruyendo unas
cuantas patrullas.
El guía vuelve a presionar el gatillo y se dedica a destruir
varias patrullas, los policías corren por su vida, el poder superior
es muy notorio, el guía extermina las patrullas como si fueran
cucarachas. Aone mira como las patrullas son cortadas con
facilidad y luego explotan en muchos pedazos.
Fuego, humo y terror es lo que se ve, alrededor de la
limusina. El guía le dice al joven Aone.
- Lo vez mi joven amigo, ahora comprendes por que el
conocimiento superior no se debe compartir. Si ellos
tuvieran las mismas armas que yo, entonces ya nos
abrían acabado.
- Estoy muy asustado, no se que decir.
- Entonces agarrate por que ya nos vamos, pasare en
medio de los escombros, acelerare al máximo.
Las llantas de la limusina rechinan, Aone sierra los ojos, no
quiere mirar, solo escucha los golpes que la limusina ocasiona al
pasar por los escombros. Luego Aone abre los ojos y voltea para
atrás, rápido advierte a su guía.
- ¡Todavía nos siguen varias patrullas!
- No por mucho tiempo, vez aquel puente peatonal, es de
acero y lo derribare.
- Ya pasamos debajo del puente.
- Bien, ahora girare de nuevo 180 grados y cortare el
puente para que se caiga.
La limusina da la media vuelta, después de que pasa el
puente, entonces el guía corta los dos extremos del pasillo y
toda la estructura cae al suelo, las patrullas frenan rápido pero es
inútil, varias patrullas chocan con el puente.- Eso los mantendrá quietos por un momento.
El guía acelera de nuevo la limusina y continúa con la fuga.
Después Aone le reclama a su guía.
- ¡No estamos libres señor, nos esperan varias patrullas al
final de la cuadra!
- Tendré que destruir otras patrullas para abrirnos paso,
por aquí esta la entrada a la autopista.
- ¡No por favor! No más muertos y explosiones.
El guía reflexiona por un momento y cambia de opinión.
- Esta bien Aone, lo are por ti, tratare de que ya no muera
nadie más. Se me acaba de ocurrir algo.
La limusina frena y da vuelta en una esquina, varias
patrullas los persiguen, después de un rato Aone le pregunta.
- Muchas patrullas nos están siguiendo, ¿que fue lo que se
le ocurrió?
- Fíjate hacia donde vamos jovencito.
- Nos dirigimos a esas torres eléctricas y son muchas.
- Son de alto voltaje.
- Ya entendí señor, pretende cortar las torres eléctricas
para impedir el paso, y los cables de alta tensión, estarán
muy amenazantes.
Después de que la limusina pasa y se aleja lo suficiente de
las torres eléctricas. Entonces sin bajarse de la limusina, el guía
corta más de 20 torres eléctricas, las patrullas se detienen, no se
atreven a cruzar por los cables sueltos de alta tensión. El joven
Aone expresa un poco de alegría.
- Funciono, las patrullas se detuvieron y no hay heridos.
- Debemos continuar, cortare el alambrado de la autopista
para que podamos entrar.
Después de abrirse paso por el alambrado, la limusina entra
en la autopista. Aone pregunta con mucha duda.
- ¿Ya estamos a salvo?
- A un no Aone, la policía tratara de seguirnos con vario
helicópteros. Mas delante saldremos al desierto, allí nos
perderán el rastro. Acelerare lo más rápido.
Después de recorrer la autopista por unos minutos, Aone
voltea para atrás.
- Esta limusina si que corre, ya estamos muy lejos de la
ciudad.
- Varios helicópteros nos persiguen, todavía están muy
lejos. Ya casi llegamos, agarrate jovencito, saldremos al
desierto.
La limusina sale de la autopista y recorre el desierto, una fila
de polvo esta dejando. Aone escucha el sonido de los
helicópteros que se acercan.
- Se acercan señor, el polvo nos esta delatando, como nos
libraremos de ellos, me dijo que ya no abrían mas
muertos.
- No te preocupes por muertos Aone, mi arma no funciona
asta aquí.
- ¿Entonces como nos defenderemos? Rápido nos
descubrirán, la cortina de polvo les ayudara, son muchos
helicópteros.
- Confía en mí, te digo que en el desierto nos perderán, ya
casi llegamos, sacare mi radar.
Los helicópteros están como a tres kilómetros de distancia y
están muy armados, siguen la cortina de polvo que va dejando la
limusina. Entonces el radar del guía suena. La limusina se para
en el desierto.
- Ya llegamos, pondré el candado antirrobo en el volante,
para que se quede fija la dirección, dame tu maleta la
pondré en el acelerador.
- Es mi maleta, ahí esta toda mi ropa.
- Creedme no la necesitas. Ahora salte de la limusina
Aone, pondré la marcha en automático, listo. Espero que
la cortina de polvo nos ayude.
La limusina sigue su camino por el desierto. Aone cree saber
lo que pretende su guía.
- Ya entiendo, los helicópteros seguirán a la limusina por
el desierto y el polvo nos esconderá por un momento,
pero que aremos cuando el polvo se acabe y estemos al
descubierto.
El guía le sonrió al joven Aone y le explica.
- No te preocupes demasiado, cuando los helicópteros
lleguen asta aquí, nosotros estaremos sanos y salvos en
un refugio.
- ¿Cuál refugio, solo veo arena del desierto?
- Por eso tengo mi radar, el refugio esta escondido debajo
de la arena, y la entrada se encuentra por aquí, solo tengo
que apretar este botón y se abrirá automáticamente.
El suelo tiembla, una plataforma de dos metros se levanta,
los helicópteros se acercan cada vez mas, el polvo del desierto
no deja ver la entrada del refugio, la limusina continua
avanzando por el desierto. El guía misterioso voltea la mirada al
joven Aone y lo invita a que pase.
- Lo vez, estamos a salvo, entra rápido, antes de que nos
vean.
- Esta bien… señor, estoy muy sorprendido.
- El polvo se esta disipando, entra al refugio secreto, pisa
con cuidado los escalones.
Poco a poco bajan por las escaleras del refugio secreto,
luego la plataforma se sierra para que nadie se percate del
secreto. Los helicópteros pasan sin darse cuenta de lo sucedido.
El guía misterioso se burla de ellos.
- La policía seguirá la limusina por horas, los tontos la
perseguirán asta que se le acabe la gasolina, tenia el
tanque lleno.
Mas adentro todo esta bien iluminado, la temperatura es
muy fresca y agradable, en este lugar no le falta nada, el lugar
esta bien decorado y trabajado.
Aone esta muy admirado por ver tanta tecnología, en medio
del desierto, luego piensa en voz baja.
- Por fin ya estoy en la escuela hermética secreta

Capitulo 7: El Mercenario Negro.
- Este lugar tiene muchos lujos señor. La alfombra es muy
confortable, el tapiz de la pared es muy vello, la pintura
de esta pared es de color muy suave, la sala es lujosa, la
cocina y el refrigerador son de los mas caros.
- Gracias por el cumplido, mi organización gana mucho
dinero y este lujo es un pequeño gasto. También tenemos
televisión de plasma, y lo más avanzado en
computación.
- ¿Tiene celular o Internet?
- No jovencito, la tecnología GSP nos delataría
rápidamente. Los que me buscan sabrían con exactitud
en donde se encuentra el refugio secreto. Por esta razón
no tenemos nada de comunicación.
- Creo que entiendo señor.
- Boy al refrigerador ¿quieres una cerveza fría?
- Un refresco esta bien, gracias.
- Bueno, pero ponte cómodo, ahora si podemos platicar
con mucha confianza.
- Mi nombre es Aone ¿y usted como se llama?
- No tengo nombre, estoy desaparecido de cualquier
registro, todos me conocen como el Mercenario Negro,
me gusta vestirme de negro, soy de aquí de Egipto.
- ¿Como puede soportar el calor con esa ropa negra?
- No siempre me visto de negro, pero en esta ocasión me
tuve que vestir de este color resaltante para confundir a
la policía, acuérdate que los señuelos también estaban
vestidos como nosotros.
- Es verdad, pero dígame, el símbolo del medallón
significa algo para usted.
- El medallón también fue una estrategia para engañar a la
policía, ellos pensaron que así te reconocería cuando
llegaras al aeropuerto, ellos se la creyeron que el
medallón era una contraseña, todos pensaron que yo el
Mercenario Negro, estaría en el aeropuerto del Cairo
esperándote, ellos me atraparían mientras llegabas. Pero
la verdad venia como pasajero en tu avión.
- Es verdad ahora lo recuerdo, usted venia sentado en
primera clase, yo creí que era un gran influyente. Pero
no entiendo por que no me hablo desde México, me
hubiera prevenido de muchas sorpresas.
- Mi amigo Aone, todavía no comprendes el poder
económico que se necesita para entrar a la escuela
hermética secreta. Se necesita mucho dinero para pagar
mis servicios, mi organización es muy inteligente y se
adelanta a los hechos, antes de que alguien actué en
contra de nosotros. Yo ya sabía que intentarían
atraparme en el aeropuerto.
- ¿Entonces para que me puse el medallón?
- Te explicare Aone, tus amigos de Internet, son vigilados
por diferentes gobiernos, sus recursos económicos son
enormes. Cuando ellos te dijeron que te ayudarían a
entrar a la escuela hermética, los espías del gobierno
Egipcio pusieron sus ojos en ti, creedme realmente
estabas vigilado desde México y por eso no te hable asta
que llegara el momento.
- El medallón no significa nada ¿pero que propósito tubo?
Yo pensé que era para identificarme.
- Yo quería que los espías pensaran lo mismo que tu, y se
lo creyeron, todo este teatro fue para confundir a los
espías. En realidad te conocí en tu pueblo y te observé
por dos semanas, te seguí por todas partes, estuve cerca
del kiosco cuando te despediste de tu amigo Moisés.
- ¿Pero como supo el nombre de mi amigo?
- Es mi trabajo saber todo, por eso me pagan mucho
dinero. Nadie pensó que yo estaba en México, ni siquiera
tus 22 amigos lo sabían, previamente les dije que te
dieran el medallón, los observe cuando te lo dieron, les
dije que esa era la contraseña para cuando llegaras a
Egipto.
- Estoy muy confundido Mercenario Negro.
- Tú no eres importante joven Aone, eres muy pobre. Los
espías te vigilaron todo el tiempo. Tú fuiste la carnada
para poder atraparme a mí. Yo ago negocios
directamente con el Templo Secreto.
- Ahora comprendo el teatro del medallón, todo esto fue
para tu propia protección.
- A si es Aone, el templo es secreto, muchos creen que no
existe, por eso se necesita mucho dinero para poder
entrar a la escuela secreta, el templo recibe mucho
dinero para poder defenderse de sus enemigos.
- Y cuanto de dinero te dieron mis 22 amigos.
- Tus amigos son millonarios, son muy poderosos e
influyente, pertenecen a una sociedad secreta llamada la
Hermandad del lucero de cinco puntas. No se que
pretendan contigo, pero de seguro que no es bueno. El
poder y el dinero son traicioneros, no te confíes de nadie,
Aone. Tus amigos o sea la hermandad, pagaron al
templo mas de 35 millones de dólares, para que te
aceptaran, mi organización recibirá una parte, el templo
me pagara lo mismo de siempre por cada paquete que
entrego, un millón de dólares.
- Son muchos millones, pero no entiendo por que el
templo pide tantos millones.
- La mayor parte del dinero lo utiliza el templo para
defenderse de sus enemigos, unos quieren destruir el
templo y otros quieren apoderarse del conocimiento
secreto. Mi organización protege al templo, trabajamos
para ellos. No cualquier persona es aceptada, por eso te
investigue asta tu pueblo, me mandaron para saber si de
verdad eres una buena persona, de lo contrario nunca
hubieras salido de tu pueblo.
- Vaya veo que están bien organizados, este lugar lujoso
demuestra que gastan mucho dinero para mantener en
secreto el templo. Pero tengo una duda, ¿Cómo logran
que una pistola de rayos láser tenga tanta potencia? No
conozco ninguna batería tan pequeña con semejante
potencia.
- El conocimiento superior es ventaja contra el enemigo.
No existe todavía una batería con la potencia que
necesita esta pistola de rayos láser.
- ¿Entonces de donde obtiene la potencia?
- ¿Alguna vez as leído del científico Tesla?
- ¿Qué no fue el que convirtió la corriente directa en
corriente alterna?
- Estas en lo correcto Aone, este científico trabajo en
muchos experimentos secretos, entre ellos, estaba uno
muy fascinante, el encontró la manera de cargar
eléctricamente a varios aparatos eléctricos sin la
necesidad de cables. El científico Tesla tenía el sueño de
alimentar a todos los hogares de todo el mundo sin
cables y quería hacerlo gratuitamente. El gobierno se
opuso y le clausuró todos sus experimentos.
- Pero eso fue ase mas de 80 años.
- Este científico tenía muchas ideas muy revolucionarias
en aquel entonces. Nadie sabe como le venían esas ideas,
pero se cree que fue un estudiante de la escuela
hermética secreta. En el Templo Secreto construyeron
esta clase de arma. Ahora comprendes por que esta
pistola no necesita de baterías o de cables, la energía
eléctrica llega a través del aire, como la radio o la
televisión recibe su señal de audio y video, de igual
manera la pistola recibe 900,000 Watts de potencia, pero
hay un defecto, solo puede recibir esta potencia a tres
kilómetros de distancia del generador.
- Por eso me dijo aya afuera, que aquí no sirve la pistola,
por que estamos muy lejos del generador. Pero ahora
tengo otra duda ¿Cómo fue que no se dieron cuenta los
detectores del aeropuerto?
- Esta pistola esta echa con nano tecnología, los robots
construyeron con nano tubos de carbono un material 600
veces mas resistente que el acero, y es capas de soportar
las altas temperaturas, este material no contiene
moléculas metálicas y por eso no fue detectada en el
aeropuerto, el material nuevo contribuyo para que una
arma de un metro cuadrado redujera a tan solo 12
pulgadas. Esta arma es única y por eso siempre viajo con
ella, pero no puedo utilizarla en cualquier sitio, por eso
mi organización coloco diferentes generadores en la
ciudad del cairo, principalmente por la ruta de escape.
- Me siento mal por las personas que murieron.
- No tienes por que sentirte mal, yo jale del gatillo, soy un
asesino, tu no tienes la culpa, a si es mi trabajo.
- Lo bueno es que ya estamos cerca del templo ¿no es
verdad?
- Mi trabajo es entregar el paquete sano y salvo. Tu Aone
eres el paquete, hoy dormiremos aquí y mañana te
entregare a los guardianes del templo. La verdad no se
donde esta el Templo Secreto, nunca lo e conocido.
- Ni siquiera el Mercenario Negro conoce el templo, no
importa, dime ¿te gusta arriesgado, pero estoy muy bien
entrenado, puedo caminar muy sigilosamente sin que
nadie me vea, conozco muchas maneras de matar solo
con mis puños y mis pies, me pagan por proteger y
defender, conozco todas las armas de mano y se manejar
cualquier vehículo terrestre, incluyendo los modernos
tanques de guerra, también se pilotear los aviones mas
avanzados y helicópteros, conozco todo sobre
computación, soy un gran hacker, puedo meterme en
cualquier organización secreta.
- ¿Tienes algún recuerdo agradable que no sea de matar?
- Si lo tengo, ase un mes entregue un avión ultra secreto,
capas de alcanzar la velocidad de 22,000 kilómetros por
hora.
- ¿Volabas en el espacio?
- No, volé aquí en la tierra.
- Pero eso es imposible, en la tierra, la fricción del aire
calentaría el fuselaje del avión al rojo vivo y lo
derretiría. El avión más rápido lo tiene la nasa y es un
prototipo, pero solamente alcanza la velocidad de 11,000
kilómetros por hora.
- El avión que me cuentas de la nasa, esta echo con nuevas
aleaciones y tiene un nuevo motor llamado Scramjet. El
avión secreto que entregue ase un mes tiene los mismos
materiales, se parece a una sola ala, pero con una
pequeña variación. Desde la punta del avión y pasando
por las orillas de las alas asta llegar al final del avión,
tiene unos pequeños discos de tres pulgadas que giran a
una velocidad de 120,000 kilómetros por hora. Estos
discos están con el fin de acelerar las moléculas del aire
y de esta manera el avión esquiva la fricción del aire,
alcanzando el doble de velocidad, que el avión prototipo
de la nasa.
- Estoy muy impresionado, pero si el templo cuenta con
muchos recursos económicos, por que no mejor contrata
este avión hipersónico y hubiéramos viajado, desde
México hasta la escuela hermética, y sin ocasionar
muertos.
- El templo no lo permite, ellos quieren que sea de esta
manera tan confusa, para que ellos permanezcan en el
anonimato, ellos tienen muchos enemigos. Yo mismo
soy un espía y te diré que si noto que una pipa de
combustible se dirige al desierto, donde supuestamente
no existe ninguna pista de aterrizaje, entonces yo
sospecharía y seguiría la pipa hasta encontrar el Templo
Secreto. El avión necesitaría de refacciones o cualquier
otra cosa muy notoria.
- ¿Entonces el templo no necesita de agua o comida?
- Ellos tienen agua y parece que siembran su comida. Lo
único que reciben son estudiantes, y pequeños paquetes,
otras veces son refacciones, electrónicos, pero siempre
en pocas cantidades difícil de rastrear.
- Si mis amigos de Internet tienen mala intenciones
¿entonces por que me aceptan?
- Aone, tu no eres mala persona, te estuve investigando. El
templo no sabe cuales son las intenciones de tus amigos
y por eso te aceptaron, para seguirles el juego, cuando el
templo encuentre, el por que te mandaron, entonces te
eliminaran.
- Mis amigos, parecían buenas personas, no me pidieron
nada a cambio, no entiendo en donde esta el engaño.
- El templo tampoco encuentra el engaño. No te preocupes
Aone, si tus intenciones son buenas, quizás te acepten
como estudiante, a los sacerdotes no les interesara quien
pago tu entrada, ellos te examinaran individualmente y
juzgarán tu corazón.
- No entiendo por que eliminan al estudiante que es
rechazado.
- De seguro ya sabes, que muchos estudiantes entran al
templo, pero casi nadie sale vivo para contarlo, cuando
conozcas el templo, los sacerdotes no te permitirán que
regreses a tu casa, ya que muchas sociedades secretas te
buscarían y encontrarían la manera, de que les cuentes
en donde esta la escuela secreta.
- ¿Y cada cuando entra un estudiante?
- Cada mes y a veces cada año, solamente los grupos
poderosos pueden pagar, para que alguien entre a la
escuela.
- ¿Por que el templo recibe a personas muy buenas, de
grupos poderos que talvez son muy malos?
- Estos grupos poderosos, lo asen con el fin de contribuir
al mundo, todo lo que se han robado y esclavizado,
entonces buscan a un joven con el corazón bueno y con
buenas intenciones, estas sociedades creen que están
pagando sus pecados con un acto bueno y el templo
acepta al estudiante.
- Pues a mi me parece muy bien su actitud, de pagar la
entrada a un estudiante bueno.
- Si pero muchas veces, estas sociedades tratan de engañar
al templo, por que numerosas veces, son ellos mismos
los que quieren entrar a la escuela, para apoderarse del
poder secreto. Entonces es trabajo de los sacerdotes
descubrir el engaño y las verdaderas intenciones del
estudiante. No se como lo asen pero siempre descubren
al mentiroso.
- Pues mis intenciones son buenas.
- Aone, cualquier mentiroso hubiera dicho lo mismo que
tu, para poder entrar al templo.
- ¿Entonces todos los sacerdotes desconfían, de todos los
alumnos que entran al Templo Secreto?
- Pero desconfían con justa razón, la escuela hermética y
su conocimiento secreto es lo más importante.
- Nunca pensé que estudiar en esta escuela secreta, tuviera
un grado tan alto y secreto, y tan caro.
- No debería de decirte esto Aone, pero se dice que el
estudiante que pase todas las pruebas, tendrá el poder de
un Dios.
- ¿Un Dios?
- Es hora de dormir Aone, mañana caminaremos por
desierto. ¿Dónde quieres dormir, en la cama o en el
sofá?
- Dormiré en el sofá además estoy muy chaparro.
- Si te quieres bañar, el baño esta de este lado.
- Muchas gracias señor, fue para mi muy agradable,
charlar con el Mercenario Negro.
- Igualmente Aone. Que descanses.
Capitulo 8: El peregrinaje por el desierto.
Al siguiente día en el refugio secreto. El Mercenario Negro
esta listo para partir.
- Joven Aone es hora de partir, ya amaneció.
- Estoy listo, cuando quiera podemos irnos.
- Llevaremos poca comida y agua, para no cansarnos.
- Esta bien.
- Ahora abriré la puerta del refugio sube con mucho
cuidado Aone.
Después de salir de refugio secreto, el Mercenario Negro
aprieta el botón, para que la plataforma se sierre.
- Listo, ahora nos marcharemos de aquí.
- ¿Iremos caminando?
- Vez algún medio de transporte por aquí, vamos Aone,
debemos darnos prisa.
- ¿Cuánto de tiempo caminaremos?
- Como 12 horas.
- ¿Cómo encontraremos a los guardianes en este enorme
desierto?
- Ellos nos encontraran, traigo un pequeño trasmisor, que
ellos me entregaron, solo me dijeron que caminara al sur
del cairo, ellos deben tener un radar.
- ¿No que no se podía tener nada de comunicación?
- El transmisor es de corto alcance, utiliza una frecuencia
más alta que la que utilizan los radios, celulares o
televisión, además no sirve para hablar, es para que nos
identifiquen los guardianes del templo. La señal no será
identificada por ningún satélite.
Después de caminar un largo rato en el desierto. Aone trata
de platicar con el Mercenario Negro.
- Ya caminamos una hora y todavía veo las pirámides, son
como tres grandes montañas.
- Las pirámides son visibles desde varios kilómetros,
siempre las tomaron como referencia para la navegación
en el río Nilo o para no perderse en el desierto.
- Verdad que la escuela estaba en las pirámides, eso fue
ase mucho tiempo.
- Si Aone, luego con el tiempo se mudaron.
- Pero si vamos a caminar 12 horas, el templo no debe
estar muy lejos, verdad.
- No lo se Aone, no lo se, sigamos caminando.
Después de caminar ocho oras por el desierto, el joven Aone
esta muy cansado, sus labio están resecos, su cuerpo esta lleno
de sudor con arena, los rayos del sol lo castigan demasiado.
Entonces se tropieza y cae en la arena, el mercenario que va por
delante, voltea y le advierte.
- No podemos descansar Aone, toma mas agua.
- Si señor, pero me queda muy poco agua y comida.
- Levántate, aguanta un poco mas, piensa en el templo ¿no
es tu deseo entrar?
- Si quiero entrar en el templo.
Aone ase un esfuerzo y se levanta. Se acuerda de sus
propósitos de ayudar a todo el mundo. Luego le habla al
mercenario con una voz anhelante de conocer más del templo.
- Señor, cuénteme que pasara en el templo, que debo hacer
cuando este con los guardianes del templo.
- No mas por que me caes bien y te considero mi amigo, te
lo diré. Cuando estés con los guardianes del templo, trata
de no hacerles preguntas, ellos son extremadamente
estrictos y si los fastidias o si no los obedeces, serás
eliminado allí mismo.
- ¿Ellos están armados, también tienen una pistola de
rayos como la suya?
- No Aone, sus armas son superiores, son muy
sofisticadas. Ellos te llevaran asta la puerta del templo,
no te miento si te digo que la seguridad es demasiado
extrema, me imagino que antes de llegar, te revisaran por
si traes escondido algún transmisor. Luego cuando estés
en frente de la puerta, si no se abre, significa que no eres
bien venido, y entonces te eliminaran.
- ¿Si entro, que pasara después?
- Después tendrás que convencer a los sacerdotes de que
tus intenciones de estudiar son buenas.
- ¿Y si no los convenzo me eliminaran?
- Talvez, no lo se. No creo que te dejen ir tranquilamente a
tu casa, después de conocer el Templo Secreto.
- ¿Para que el secreto continué en secreto, se tiene que
eliminar a los testigos?
- Así es.
Aone se queda pensativo por un momento. El Mercenario
Negro le pregunta.
- ¿Tienes miedo Aone?
- Si tengo mucho miedo, pero mis intenciones son más
poderosas, que mi propio miedo.
- Que bueno Aone, te felicito, es hora de continuar nuestro
peregrinaje.
Mucho mas después, los dos ya tienen 12 horas de estar
caminando por el desierto, el mercenario camina adelante del
joven Aone, por cada paso que da el, Aone tiene que dar dos,
por que esta chaparro. Las fuerzas del joven Aone le abandonan
y comienza a quejarse con el mercenario.
- Ya no pudo continuar mas, siento que mis piernas se
doblan, por lo cansado que estoy, ya es muy tarde.
- Los guardianes del templo no deben estar muy lejos,
debes aguantar solo un poco mas, animo Aone.
- Ya no tengo agua, ni comida, mis fuerzas me traicionan.
El Mercenario Negro, no sabe que hacer, voltea a mirarlo y
le pregunta con la intención de animarlo.
- Ya no pienses en la fatiga, camina, mejor cuéntame,
dime ¿Qué quieres estudiar cuando entres en la escuela?
- Siempre e querido estudiar más sobre el amor, la fe y el
alma.
- Que raro, los pocos estudiantes que entregue, querían
estudiar, matemáticas, física, química, economía,
electrónica, inteligencia artificial, el genoma humano,
música y teatro, ¿Por qué no te interesas por las
ciencias?
- No estoy en contra de la ciencia, pero creo que el amor
es suficiente para mí.
Rápido el mercenario deja de caminar y se queda inmóvil, su
mira esta al frente, esta muy misterioso. Luego se despide de
Aone muy seriamente. - Bueno, entonces te deseo toda la suerte del mundo Aone,
nunca te olvidare como amigo. Nuestro viaje juntos… ha
terminado, asta aquí llego a su fin.
- ¿Qué pasa que sucede?
- Mas adelante están los guardianes del templo, son tres,
están a 18 metros, nos acercaremos un poco más.
Apenas si Aone pude verlos, son tres guardianes y tienen
puesto unos trajes especiales que los hace ver invisibles, la arena
del desierto se refleja en los trajes. En ese momento Aone se
despide.
- Entonces me despido de usted, yo también lo considero
mi amigo y nunca me olvidare del Mercenario Negro.
- Gracias Aone, pero a ellos les gusta la seriedad, trata de
no hablar, estamos cerca de ellos.
En otra parte del mundo, al norte, en una isla altamente
secreta, llamada “Isla 101”, allá se encuentra la base de
operaciones, de la sociedad secreta llamada, “Hermandad del
lucero de cinco puntas”. El nivel más alto lo tiene una persona
con el seudónimo “Draco 33”, esta isla esta equipada con la más
alta tecnología.
Un oficial de menor rango se acerca a la oficina principal, se
dirige con Draco 33.
- Señor, le informo, que el Mercenario Negro y el joven
Aone, están parados y parece que hicieron contacto.
- Traten de enfocar lo mejor que puedan con el satélite,
veré la transmisión en la pantalla principal desde mi
oficina.
- Lo que usted ordene, Draco 33. Perdón si lo molesto,
pero usted cree que sospechen que los estamos viendo
desde muy lejos.
- Por supuesto que no, el satélite es secreto, tiene la
tecnología mas avanzada, es invisible a cualquier radar,
podemos enfocar a cualquier persona del mundo, sin que

se de por enterado. El satélite esta equipado con un rayo
láser, capas de incinerar a una persona.
- Señor, pero nuestra misión es seguir al joven Aone, para
localizar el Templo Secreto.
- Así es, los guardianes del templo no sospecharan nada,
ahora si cumpliremos nuestros objetivos de localizar el
Templo Secreto.
La oficina de Draco 33, esta en el segundo piso, abajo esta
una gran sala, donde muchos técnicos operan el satélite, la
oficina tiene una enorme ventana y puede observar todo desde
allí. En la sala esta una enorme pantalla, los técnicos pasan la
transmisión del satélite. Nuevamente el oficial le comunica a
Draco 33.
- Señor parece que el Mercenario Negro, esta platicando
con alguien, pero solo se ven dos personas, no alcanzo a
ver a otro individuo.
- Parece que los guardianes del templo, tienen puesto un
traje para hacerse invisibles y por eso no los podemos
ver con el satélite. Solo veremos la arena del desierto.
- Ordenare que prendan los censores térmicos, señor.
Los técnicos activan el censor térmico, pero no tienen
respuesta alguna, luego cambian y utilizan los rayos X, después
los rayos infrarrojos. El oficial da sus resultados.
- Imposible Draco 33, no los podremos ver.
- No importa, podemos ver al joven Aone, el no tiene
ningún traje especial, así se planeo desde el principio.
- Enterado Draco 33, enfocaremos al joven Aone.
En el desierto, los guardianes del templo están armados,
luego le advierten al Mercenario Negro.
- Nuestros trajes tienen un extraño campo magnético, no
te acerques demasiado, Mercenario Negro.
- Aquí tengo el paquete, sano y salvo.
- Te arrojaremos un censor para que detecte si tienen
algún transmisor, pero primero destruye el que te dimos,
luego activa el censor.
El Mercenario Negro, recoge el censor y luego destruye el
transmisor, que los guardianes del templo, le dieron previamente
en su último encuentro. El joven Aone solo observa con mucho
misterio, luego es revisado por el Mercenario Negro.
- Lo ven, el joven no tiene ningún transmisor, ni yo los
tengo.
- En esta maleta que te arrojamos, esta el dinero de
siempre, también se encuentra un celular, para que pidas
ayuda a tu gente. Pero no lo actives en estos momentos.
- Si ya veo el dinero y un celular.
- Ahora sierra la maleta.
El Mercenario Negro sierra la maleta y se activa un conteo.
- La maleta cuenta con un mecanismo de tiempo, no la
podrás abrir asta que pasen 15 minutos, esto es para que
nos des tiempo de alejarnos, y después ya puedes activar
el celular.
- Ya entiendo.
- Estamos muy agradecidos con tu organización
Mercenario Negro, nunca nos han fallado,
continuaremos confiando en ustedes. Ahora aléjate de
nosotros, si nos sigues lo sabremos.
- Esta bien ya me boy.
El Mercenario Negro se aleja con la maleta, Aone lo ve
marcharse, esta pendiente, esta intrigado, no sabe lo que pasara
después. Los guardianes del templo le ordenan.
- Joven Aone síguenos, no queremos que nos hagas
preguntas tontas.
- Si señores.
El joven Aone es observado desde la Isla 101. El oficial
personal de Draco 33, informa de inmediato.
- Draco 33, el joven Aone se a separado del Mercenario
Negro, han tomado diferentes caminos.
- Ya veo, el Mercenario Negro lleva una maleta, el pago
esta realizado.
- Seguiremos el trayecto del joven Aone, esta caminando
solo.
- No esta solo, esta junto a los guardianes del templo, solo
que no podemos verlos.
Draco 33 tiene una sonrisa triunfante, entonces comparte su
triunfo con el oficial.
- Estamos a punto de saber en donde se encuentra el
Templo Secreto, nuestra sociedad ha trabajado por
muchos años, la hermandad tiene mil años, queriendo
adueñarse del poder secreto, mis ancestros lo intentaron
muchas veces y siempre fracasaron, pero esta vez, yo
Draco 33, ya encontré el templo.
- Porque esta muy seguro señor, que localizaremos el
Templo Secreto, todavía no llegan.
- Piensa por un tantito, por que crees que están
caminando, en vez de ir sobre camellos o algún vehículo,
imaginate que tuvieran que cruzar todo el desierto a pie,
con esos trajes molestos, de seguro son muy pesados.
- No lo se Draco 33, no tengo idea.
- Están caminando por que el templo, no esta muy lejos, el
Templo Secreto esta muy cerca de allí.
En el desierto. El joven Aone ya había caminado 12 horas
por el desierto y ahora tiene que seguir caminando, esta muy
cansado, pero no debe quejarse o hacer preguntas, de lo
contrario lo eliminaran de inmediato.
- ¡Vamos, camina más deprisa Aone, síguenos!
- Si señores.
El joven Aone apenas si puede ver a lo guardianes del
templo, se notan borrosos, el traje no los ase invisibles al 100 %,
por eso los esta siguiendo. Aone observa alrededor del cuerpo
de los guardianes, ve algo parecido como cuando un metal se
calienta y desprende un vaporcito invisible, esto se parece
demasiado a un espejismo, cuando la arena del desierto se
calienta y crea este mismo efecto, los trajes parecen como un
espejo doblado, solo se ve el reflejo de la arena en todo su
cuerpo, las armas que llevan también son invisibles. Aone puede
percibirlos por que esta cerca, pero de lejos no se ve más que
arena.
- ¡Rápido, no te atrases Aone!
Esta muy agotado Aone, como desearía descansar por un
momento y pedir agua, le gustaría preguntar si todavía esta muy
lejos el templo, pero le dijeron que no hiciera preguntas tontas.
- ¡Ya llegamos Aone!
Aone esta muy confundido, voltea para todos lados, pero
solo ve la arena del desierto, solamente caminaron como 15
minutos. Un guardia le ordena.
- ¡Aquí esta el avión que nos llevara al templo, debemos
entrar rápido!
El avión también es invisible, Aone apenas si logra
percatarse, una burbuja enorme cubre todo el avión, los
guardianes entran en la burbuja y desconectan sus trajes, están
debajo del avión, Aone esta inmóvil y solo observa. Un guardia
le grita.
- ¡Rápido camina, entra en el avión!
Aone continua pasando y luego entra en la burbuja, cuando
pasa por debajo del avión, observa en la orilla de una ala, mira
unos pequeños discos de tres pulgadas que giran, de inmediato
Aone reconoce el avión, es el mismo que su amigo el
Mercenario Negro le describió, recuerda que le dijo que es
hipersónico y es capas de alcanzar la velocidad de 22,000
kilómetros por hora, Aone esta muy impresionado, eso significa
que el templo todavía esta muy lejos de aquí, el templo esta muy
lejos de Egipto.
En la Isla Secreta, base de operaciones de la hermandad,
Draco 33 esta distraído, entonces el oficial le informa.
- Draco 33, señor… vea esto, el joven Aone desapareció,
parece que el desierto se lo trago.
- Perfecto, que bien.
- No entiendo por que dice que esta bien, ya no lo
podemos ver señor.
- Que poca imaginación tienes, el templo esta escondido
debajo de la arena del desierto, el joven Aone
desapareció por que acaba de entrar al templo.
- Es verdad Draco 33, tiene lógica, lo que menciona.
- Graven las coordenadas y quiero que investiguen la zona
a tres kilómetros a la redonda, utilicen todos los censores
que tenemos. Ahora si ya los encontramos, el Templo
Secreto esta debajo de la arena, por eso nuestro satélite
nunca lo encontró.
Mientras Draco 33, esta muy convencido de que ya encontró
el templo, en el desierto, los guardianes del templo están adentro
del avio hipersónico, se están quitando los trajes, luego le
ordenan al joven Aone.
- ¡Tu Aone, siéntate y ponte el cinturón de seguridad!
- Esta bien señores.
Aone comienza a comprender el engaño, el Mercenario
Negro le contó que era vigilado desde México asta que llego al
Cairo, luego los perdieron en el desierto, ahora todos están bien
seguros de que el templo esta en Egipto, siempre se ha pensado
lo mismo, ahora Aone comprende todo este teatro y por que
todo el trayecto que tuvo que pasar. Todos lo grupos de
personas que buscan el templo, fueron engañados, estarán muy
ocupados buscando el templo en Egipto, cuando en realidad esta
muy lejos de aquí.
El avio es el mas rápido del mundo, Aone tratara de calcular
el tiempo de vuelo, aunque no tiene reloj, quiere saber a que
distancia se alejaran de Egipto.
Los guardianes se quitaron el traje y se sientan en la cabina,
se abrochan el cinturón de seguridad y comienzan a despegar. El
avión puede despegar verticalmente, no necesita de ninguna
pista de aterrizaje. Por adentro el avión no se ve ninguna
ventana, pero los guardianes pueden ver por unos monitores.
Entonces todo el avio vibra por un momento mientras toman
altura, el ruido de los motores es fuerte, la cabina esta oscura
solo se ve la luz de los monitores.
A simple vista el avión es casi invisible, pero también es
invisible a cualquier radar. Después toman velocidad y se aleja
de Egipto, a una velocidad de mach 18, o sea a 22,000 k/h.
Capitulo 9: Aone se presenta en el templo.
Después de volar unos minutos, el avión vibra de nuevo,
están aterrizando, como el avión no tiene ventanas, Aone no
puede ver nada.
Entonces Aone le calcula que volaron cerca de 40 minutos,
se alejaron de Egipto entre 10,000 y 15,000 kilómetros, podrían
estar en cualquier parte de África, de Europa, en Asia, incluso
estarían en América.
- ¡Quitate el cinturón Aone, por que vamos a bajar del
avión!
- Como ustedes digan.
Afuera del avión, Aone mira que es una pequeña isla, pero
no sabe en que parte del mundo esta, falta una hora para que
anochezca, el clima es tropical y el viento esta fresco.
El avión esta dentro de una burbuja más grande que los ase
invisibles, tiene 30 metros de radio.
Parece que esta isla esta desierta, no se ve nada construido,
solo se ve una montaña enorme y varios riscos.
- ¡Deja de mirar y síguenos!
- Si señores.
Después entran a otra burbuja, no se veía pero esta una
puerta cerrada, mas bien es un elevador. Al lado del elevador
están dos armas de dos metros cuadrados, son para destruir a
cualquier intruso que se acerque, pero no se pueden ver de
afuera, ya que la burbuja las ase invisibles. De seguro que toda
la isla esta repleta de varias armas muy avanzadas. Este lugar es
muy secreto y por lo tanto están protegidos con la tecnología
mas avanzada.
Entonces Aone se llena de temor y miedo, se acuerda que el
Mercenario Negro le dijo, que si las puertas no se abrían, seria
eliminado.
- ¡Avanza Aone acércate a la puerta!
Los guardianes del templo, preparan sus armas y lo miran
con ojos de odio.
Aone esta muy cansado, todo su cuerpo le tiembla, tiene
mucha hambre y sed, el aire fresco de la isla lo conforta, tiene
muchas dudas, no sabe si será aceptado.
El joven avanza despacio y se pone en frente de la puerta,
tiene mucho miedo, luego se queda estático por un momento.
- ¡Quédate allí asta que abran la puerta!
El tiempo pasa lentamente y nadie abre la puerta del
elevador. Aone quisiera un poco de agua y un poco de alimento,
pero mas quisiera en estos momentos, que se abrieran las
puertas o sino, será su fin.
Las fuerzas del joven Aone le abandonan, respira profundo y
agacha la cara. Después de un momento, no hay respuesta de
parte de la puerta, en las espaldas de Aone se escucha que los
guardianes murmuran, se comienzan a impacientar.
Aone presiente lo peor, se escucha un sonido extraño,
entonces las puertas se abren para otorgarle un poco mas de
vida.
Las puertas del elevador se abren, adentro esta un monje
vestido de negro, con la cabeza rapada, tiene la cara muy seria.
Aone da un paso adelante, sonríe y estira la mano para
saludar cordialmente al monje, pero este lo ignora como si fuera
basura, luego le ordena muy estricto.
- ¡Metete al elevador Aone, no quiero que hagas preguntas!
Los guardianes se quedan afuera, Aone camina para adentro
del elevador, luego el monje sierra la puerta y descienden tres
niveles, luego las puertas se abren, en frente esta un pasillo, esta
iluminado con varias lámparas.
El monje camina por delante.
- ¡Sígueme no te atrases Aone!
Aone camina con mucho misterio, en la parte de arriba están
unas cámaras de video y al lado están dos pequeñas armas láser
que giran muy amenazantes.
Las paredes son de piedra caliza, los bloque son enormes y
están perfectamente unidos, las uniones no tienen cemento, este
lugar esta igual de construido como las pirámides de Egipto.
Luego el monje ordena.
- ¡Entra en esta sala, Aone, te cortare el pelo, te darás un
baño y te pondrás este hábito!
- Si señor.
Todo el lugar esta bien vigilado por las cámaras, incluso
dentro del baño, también están los dispositivo de video, y las
armas láser, están por todas partes.
Más después, Aone esta rapado y bañado, tiene puesto un
hábito de color café oscuro y en los pies tiene unas sandalias.
Con el baño, recupero fuerzas el joven Aone, entonces el
monje ordena.
- ¡Ahora sígueme, te presentare a los sacerdotes! espero
que tengas un buen argumento.
- Ya boy señor.
Aone sabe perfectamente que si no convence a los
sacerdotes, de que sus intenciones son buenas, todo por lo que a
pasado, habrá sido inútil.
Los dos caminan por los pasillos del lugar, Aone camina
detrás del monje. Ahora las paredes cambian, se ven figuras con
jeroglíficos, las salas son enormes y espaciosas, todo esta bien
iluminado, se ven muchas estatuas de dioses Egipcios, también
hay muchos pilares de piedra, con muchos jeroglíficos.
Mas después, Aone es llevado a la sala principal, donde
están los sacerdotes, una puerta de madera impide el paso. El
monje ordena al joven Aone.
- ¡Pásate para adentro, yo me quedo afuera!
Lentamente Aone se acerca a la puerta de madera, camina
con mucho misterio y con muchas dudas, luego abre la puerta
para introducirse adentro de la sala principal, el monje cierra la
puerta, el sonido se expande por toda la sala, el lugar esta
iluminado por muchas velas, se ve un poco oscuro, no se puede
admirar la sala, pero se nota que tiene muchos arreglos típicos
de Egipto, con varias estatuas y jeroglíficos.
Mas adelante al fondo, están los sacerdotes son 35, todos
están sentados en una mesa larga en forma de herradura. Un
sacerdote le grita al joven Aone.
- ¡Adelante!
Aone tiene miedo, no sabe lo que pasara después, el destino
de su vida depende del resultado de esta entrevista.
Entonces camina despacio y se acerca, se pone en medio de
la mesa en forma de herradura, realmente el joven Aone esta
muy nervioso.
Todos los monjes le miran en silencio, lo observan como si
fuera un simple animal. Entonces un sacerdote se levanta y le
pregunta, la vos se escucha muy fuerte.
- ¡Quien eres!
Aone tiembla de miedo, esta muy nervioso, apenas si puede
hablar, contesta muy suavemente.
- Me llamo Aone, vengo de México y tengo 17 años.
El sacerdote grita con más fuerza, el eco resuena en toda la
sala.
- ¡Quien eres!
Aone esta muy nervioso por escuchar la misma pregunta, el
contesto con la verdad, pero si no convence a los sacerdotes será
ejecutado, por el momento los sacerdotes no están conformes
con la respuesta que el les dio.
Aone esta muy confundido, no sabe que decir, se le nota la
desesperación en su rostro, entonces cierra los ojos, trata de
tranquilizarse, pone su mano derecha en su pecho y piensa
“Dejare… que mi corazón hable por mi, tengo mucha fe en que
mi corazón tiene la respuesta correcta”
- Solo soy… un ser humano, soy un simple mortal, no soy
poderoso, ni tengo riquezas, soy muy humilde… pero
tengo el corazón lleno de bondad.
Aone esta con los ojos cerrados y escucha que los sacerdotes
comienzan a murmurar entre ellos, entonces abre los ojos para
ver lo que sucede.
Después de un momento, todos los sacerdotes guardan
silencio, nuevamente el sacerdote se levanta y le hace una nueva
pregunta.
- ¿Cuáles son tus intenciones?
Nuevamente Aone cierra los ojos y pone su mano en su
pecho, tiene mucha fe y contesta con más confianza.
- No quiero nada para mi, solo quiero ayudar a todas las
personas de este mundo, no se como cumplir mi
intención, pero si pudiera, no dudaría en salvar a todo el
mundo.
Nuevamente los sacerdotes se ponen a platicar entre ellos,
Aone abre los ojos, después de un rato otro sacerdote mas
anciano se levanta y le explica con una voz relajante.
- Lo que pides es demasiado, solamente otro humano se a
atrevido a pedir lo mismo que tu ¿acaso crees soportar
todo este enorme peso?
El joven Aone no tiene miedo y contesta con mucha
confianza, y con los ojos abiertos.
- No se si pueda soportar el peso enorme, pero tengo
mucha fe que me aferra y me llena de valor.
Otro sacerdote se levanta y lo discrimina.
- Pero mírate nada mas, no eres fuerte y además estas muy
enano.
Aone da un paso al frente y contesta muy decidido.
- La fuerza y la estatura no cuentan, lo que cuenta es todo
lo que tengo en el corazón y la enorme fe que tengo.
Otra vez los sacerdotes se ponen a platicar entre ellos.
Después de un rato un sacerdote se levanta y le pregunta al
joven Aone.
- ¿Qué pretendes estudiar aquí en el templo?
- Quiero aprender más del amor, la fe y el alma.
- Permítenos un momento Aone, ahora vamos a tomar la
decisión final.
Aone esta parado esperando la respuesta pacientemente. Los
sacerdotes discuten entre ellos, tratan de tomar la decisión final.
Después de un rato, ya terminaron, ya tienen el resultado
final, entonces todos los sacerdotes se levantan, todos miran al
joven Aone, alrededor hay mucho silencio y misterio, el
sacerdote principal le habla al joven Aone.
- Aone… no estamos completamente convencidos de ti, la
decisión unánime me pide que te diga, que en estos
momentos, estas libre de irte a tu casa…
Rápido Aone agacha la cara y le empiezan a salir muchas
lágrimas, suspira y luego cierra los ojos.
Una enorme tristeza invade al joven Aone, siente que le falta
la respiración, esta muy confundido, no sabe cual fue su error, el
se esforzó, dio lo mejor de el, pero ahora esta acabado y
derrotado.
- ¿Por qué agachas la cara Aone? Todavía no acabo de
hablar… eres libre de irte a tu casa, nosotros no te
aremos ningún daño, eres libre de tomar la decisión que
quieras. Si quieres te puedes ir tranquilamente a tu casa o
si lo prefieres, te puedes quedar en este templo, para que
demuestres tu valor y todo lo que tienes en el corazón.
El joven Aone levanta la cara y abre los ojos, todavía esta
llorando, pero ahora llora de felicidad, su expresión a cambiado,
se le nota alegría en su mirada, el joven piensa “Los sacerdotes
me aceptaron, soy un estudiante de esta escuela hermética”
El sacerdote principal todavía no acaba de hablar y le
advierte al joven Aone.
- Pero te advierto Aone, que si te quedas, ya no podrás
salir vivo de aquí, amenos que nosotros te demos la
libertad, también te advierto que muy pocos alumnos
pasan las pruebas, muchos mueren en estas pruebas por
que son mortales, solo Dios decidirá si eres digno de
pasar las pruebas o no. Pero por el momento eres libre de
tomar esta decisión ¿te quedas o te vas?
Aone todavía no ha comido, ni bebido, esta muy cansado,
pero todavía no se rinde, irradia de felicidad, no tiene dudas y
esta muy seguro. Entonces responde muy animado.
- E viajado por muchos kilómetros para llegar asta aquí,
no pase de broma por tiros y persecuciones, fuego y
muerte, rayos láser e invisibilidad, también pase hambre,
sed y cansancio, viaje a gran velocidad en el avión mas
rápido del mundo… ¡No renunciare en estos momentos,
decido quedarme aquí en el Templo Secreto!
Al mismo tiempo, pero en la otra Isla Secreta, en la base de
la hermandad del lucero de cinco puntas, Draco 33 esta muy
descontento por el nuevo fracaso.
La alta tecnología que poseen, no fue suficiente para
localizar el Templo Secreto.
En el desierto de Egipto, esta la gente de Draco 33, están
investigando el lugar donde fue visto por última vez el joven
Aone, el satélite guardo las coordenadas del desierto, pero sin
ningún resultado positivo, el joven Aone de repente desapareció
en el desierto y ahora no saben en donde se encuentra.
Después de buscar dos horas en el lugar, la noche empieza a
caer, entonces desde la Isla 101, Draco 33 da la orden de
retirada.
- Oficial, que toda nuestra gente se retire de ese lugar en el
desierto, antes de que el gobierno de Egipto se entere y
nos demanden.
- Lo que usted diga Draco 33.
- Nuevamente los guardianes del templo nos engañaron.
- Es verdad señor, perdimos de vista al joven Aone.
- Para la próxima vez estaremos mejor preparados. No
sabíamos que los guardianes llevarían esos trajes
especiales y que se harían invisibles a nuestra vista, y
aparatos.
Después de unos segundos, el oficial de Draco 33, le
menciona para animarlo. Le dice.
- Draco 33, señor… aunque no sabemos donde esta el
templo, si tenemos a dos infiltrados adentro del Templo
Secreto, verdad.
- Así es, no tenemos ningún contacto con ellos, desde ase
varios años. Si para entrar es muy difícil, también para
salir debe serlo. Pero lo mas seguro, es que no tienen
ningún dato importante.
- Por que cree Draco 33, que nuestros dos infiltrados no
tienen ningún dato importante, después de que han
estado adentro del templo por varios años.
- Por que de seguro los sacerdotes ya sospecharon de ellos
y por esa razón no confían en ellos, el sacerdote que
tiene la información del poder secreto, jamás lo revelara
a ninguno de nuestros infiltrados. Pero nuestro nuevo
espía infiltrado, nos dará el poder secreto en charola de
plata.
- ¿Usted cree Draco 33, que el nuevo espía infiltrado
tendrá mejores resultados que los otros dos?
- Así es, fue muy difícil para mi, encontrar a alguien capas
de hacer este trabajo, ningún sacerdote sospechara de
nuestro nuevo espía infiltrado, su trabajo será obtener la
información secreta de los sacerdotes, a el le revelaran y
le confiaran, le dirán como obtener el poder secreto,
nuestros dos infiltrados le ayudaran en lo que sea
necesario y luego el nos dará ese poder secreto. Después
de eso, nuestra hermandad será la más poderosa del
mundo y seremos los dueños del mundo entero.
Quién será el nuevo espía infiltrado, que obtendrá el poder
secreto para que la hermandad del lucero de cinco puntas, se
convierta en la más poderosa del mundo. Que le deparara al
joven Aone, ahora que esta adentro del templo, ¿como serán las
pruebas mortales que tendrá que pasar? y que solo Dios
decidirá, si es digno de pasarlas o no.
Publicar un comentario

algo para leer